miércoles, 4 de junio de 2008

RUFUS CONQUISTA EL PRIMAVERA SOUND

De unos años a esta parte nuestro querido Rufus ha venido tantas veces a nuestro país que ya nos conocemos sus espectáculos de memoria. Ya sabemos que en locales tipo teatros se sale y que para los festivales reduce costes y se enfrenta a sus seguidores con su guitarra, su piano y su belleza.

En este Primavera ´08 no ha habido sorpresas. El sábado a una buena hora (las nueve y media) y en el escenario más grande (Estrella Damm) Rufus aparecía con el pelito recién cortado y de tan buen humor como de costumbre. El temor de que los grupos de escenarios colindantes eclipsasen la actuación del neoyorkino (como ocurrió en 2007 en el madrileño Summercase a Sigur Ros con Daff Punk que taparon medio concierto de los islandeses) se disipó rápidamente. De algún modo la perfecta acústica del forum logró que sonase como en un teatro. El problema en este caso, si me permiten mis lectores, era, como de costumbre, parte del público. No es que me moleste que Rufus se haya vuelto mainstream pero sí verme rodeado de lectoras de Woman tarareado en corro “I´m so tired of América…” como si estuvieran en un karaoke.

El concierto arrancó con The art teacher del aclamado Want Two ganándose inmediatemente a la multitud, tras esto comenzó a interpretar los temas de su álbum Release the stars, canciones demasiado sutiles para un festival amenazando con aburrir un poco al personal especialmente con la presentación de dos canciones nuevas (al parecer una de ellas muy difícil de interpretar al piano que levantó el aplauso de la concurrencia pese a los bostezos), pero una vez seducidos por la lenta cadencia de Rufus su repertorio es tan disfrutable en un teatro como al aire libre. Uno de los puntos álgidos llegó con la preciosa Going to a town y la exquisita Not ready for love que introdujo bromeando “ahora no seáis españoles, poneos tristes como si fuerais escandinavos…” alabó continuamente las ventajas de vivir en España (matrimonio homosexual, gente guapa…) y concluyó homenajeando a Leonard Cohen cantando el Hallelujah (sorprendentemente algo más tarde Enrique Morente también interpretó la misma canción) y como colofón final, la barroca Little sister magníficamente interpretada. Sin duda uno de los mejores conciertos de Rufus en un festival.

11 comentarios:

monsieur august dijo...

aprovecho para dar las gracias a los camareros del restaurate por las deliciosas margaritas y lulú por descubrirnos la auténtica comida mexicana en barna

lady foster dijo...

Conquistar lo que se dice conquistar... a mi solo me invadió una necesidad imperante de dormir que solo pude vencer con cerveza...
Sigo pensando que el formato "solo" no es para festivales y que muchos matices de su música (aunque sea cada vez más aburrido tiene sus momentos) se pierden al no ir acompañado por el resto de instrumentos. Para mí, lineal y monótono

Anónimo dijo...

Muy buena crónica. Y a ver si Rufus se nutre más de la cultura española, que por lo que veo, bajo su punto de vista es la patria del orgullo gay, jeje

eldioscinico dijo...

El momento en el que Rufus tomó el escenario significó la excusa perfecta para ir a echarme unas cervecictas al cuerpo. Como al volver, para mi sorpresa, el Rufus (la verdad es que tiene nombre de perro) todavía seguía aburriendo a sus incondicionales, decidí ir a a hacerme unas lineas a ver si de esa forma se me pasaba el dolor de cabeza ante tan lamentable espectáculo. Cuanto snob hay por el mundo, cuanto moderno de mierda, cuanto impresentable con ganas de regocijarse en sus miserias! Que fácil sería apretar el gatillo. Pummm!!!!

eldioscinico dijo...

El momento en el que Rufus tomó el escenario significó la excusa perfecta para ir a echarme unas cervecictas al cuerpo. Como al volver, para mi sorpresa, el Rufus (la verdad es que tiene nombre de perro) todavía seguía aburriendo a sus incondicionales, decidí ir a a hacerme unas lineas a ver si de esa forma se me pasaba el dolor de cabeza ante tan lamentable espectáculo. Cuanto snob hay por el mundo, cuanto moderno de mierda, cuanto impresentable con ganas de regocijarse en sus miserias! Que fácil sería apretar el gatillo. Pummm!!!!

monsieur august dijo...

Niño yonki como tengo que decir que las drogas son malas, las lineas eran la razón de que tuvieras el pelo como un champiñón?
en cualquier caso si te dejásemos una pistola en la mano creo que matarías antes a Antony.
En cualquier caso me temo que mucha gente comparte contigo esa pereza hacia Rufus... qué se le va a hacer?
mil besos miss you

eldioscinico dijo...

Hola monsieur august!!
Con mucho cariño y mucho respeto te diré que la culpa del pelo casco, la tuvo el hecho de caer en malas manos y dejarme llevar por un exceso de tendencia, pero, sobre todo, malos consejeros... Un poco lo que os ocurre a todos aquellos que os postuláis como nuevos modernos, y adoptáis discursos de revistas de pseudo crítica.
En fin, que las drogas en su justa cantidad suelen ser un aderezo que hace que todo lo que gire alrededor de estas funcione... Es evidente que con Rufus no lo hizo!!!

gaspashá gorkovskaya dijo...

Estoy algo de acuerdo contigo dioscinico. Todo en su justa medida, o su justo medio como decía aristóteles (no recuerdo si dijo algo más, la verdad). Otra cosa, ¿alguien me puede explicar qué es exactamente ser moderno? Soy tan sumamente retro que todavía no lo sé. Yo creo que eso bien valdría un post. Abrazos.

monsieur august dijo...

ser moderno es decir que no lo eres (y no me refiero a ti que vives al margen de etiquetas) no tienes más que ver uno de los slogans de la página jenesaispop "los modernos son los demás" pero yo creo que para ser realmente moderno se dará la vuelta la tortilla pronto y habrá que decir "soy moderno" nadie más moderno que dioscinico que niega serlo desde el respeto y la admiración para todos

gaspashá gorkovskaya dijo...

Gracias por la explicación, y abajo las etiquetas, jeje

eldioscinio dijo...

Echadle un vistazo a esta definición de moderno que he encontrado en el wordreference... la cuarta acepción no os dice nada?

moderno,na

1. adj. Reciente,nuevo,que existe desde hace poco:
modernas tendencias de decoración.
2. Acorde con el tiempo actual,avanzado en sus características,ideas,usos o costumbres:
esta escenografía es muy moderna.
3. De la Edad Moderna o relativo a este periodo comprendido entre la Edad Media y la Edad Contemporánea (s. xv al xviii):
la navegación moderna cuenta con un instrumental preciso.
4. amer. Tardío,torpe en sus movimientos:
hoy estoy un poco moderna.

5. m. pl. Los que viven en la actualidad o han vivido hace poco tiempo.